Como, el grueso, de mi redención…

Como, el grueso, de mi redención…

…Lo cumplí, de joven, en la actualidad, ya me queda, muy poco, por sufrir, para terminar, de completar, toda mi redención del mal, y por tanto, poder exclamar, como, s. Pablo:
Ya nadie, me cause, más molestias, pues, yo, ya he sufrido, a lo largo, de toda mi vida mundana, lo mismo, que, sufrió Jesucristo, en su pasión, liberadora del mal.

Javier Rubio Ortín

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


cinco − = 1